12 de enero de 2015

EL LÍDER POLIVALENTE Y SU CONTEXTO

Conferencias, cursos y seminarios en Liderazgo: fungestar@gmail.com
ACCIÓN DEL LÍDER POLIVALENTE
Autor Fabio Alberto Cortés Guavita
Bogotá, Colombia

Parte primera de la obra CONCEPTOS ATÓMICOS
1.3. (A) EL LÍDER POLIVALENTE Y SU CONTEXTO.


Lo importante no es quien lo hizo, sino cómo es el Ser que lo hizo, cómo lo hizo y por qué lo hizo. Cómo debe ser ese SER: Líder Polivalente, empoderado  y con la capacidad de alterar el mundo desde la perspectiva de una Visión Polivalente para Reinventar.

No es, ni el propósito ni el sitio adecuado para entrar en disquisiciones de tipo filosófico, ético o moral; hablaremos del ser como la persona, como el líder, aquel que tiene el poder, que está realmente empoderado para reinventar el mundo, el ser que establece su propio contexto y por ende el de las organizaciones en las cuales actúa.

El Líder Polivalente es un ser humano, es un ser físico y biológico, social y cultural, racional a veces e irracional en otras. Autónomo en algunos sentidos, subordinado en los más. Un ser que, para ciertos filósofos, es una unidad sustancial, y para otros, una dualidad cuerpo-alma

Ahora bien, la naturaleza humana es dada por el genoma humano, idéntico en todos nosotros en el 99,9%. Solo una pequeña partícula nos diferencia genéticamente y nos diferencia a unos de otros, y hace que seamos hombres o mujeres, clavos o peludos, rápidos o lentos, etc.

Lo anterior no es  una simple hipótesis, no, es una realidad científica, demostrada y demostrable; por ello  puede aplicarse a todos los individuos de nuestra especie, tanto a los que han habitado en este planeta, como a los que lo habitamos y a todos los que vengan después de nosotros, mientras los cromosomas de sus células contengan la misma información genética que contienen los nuestros.

Por esa identidad de los seres, es que este modelo de gestión toma a ese ser ecléctico[i] y holístico[ii] como el Líder Polivalente, porque tiene la capacidad, el empoderamiento necesario para reinventarse y reinventar el mundo.

De otro lado se da una importancia sustancial al contexto, tanto al del individuo como al de las organizaciones donde actúa, allí donde se da la acción, esa variable -constante para muchos-  que hace que a los seres humanos se les pague, se les ascienda o de les descienda en la escala de valor de las organizaciones. Esa  es la forma de medir a los seres, por sus acciones, o por la cantidad y calidad de esas acciones, por los logros obtenidos y sus competencias, todo en el devenir del tiempo, y porque no, por la riqueza que generen es  ese reconocimiento.

Por algo hay quienes afirman que LÍDER es quien hace que los demás hagan cosas en las empresas, en las organizaciones y en cualesquiera sean los sitios donde actúen. Se reconoce, se premia, se paga por la GESTIÓN que realizan los seres al servicio de las organizaciones y del capital.

En el mundo del Liderazgo Polivalente no es así, no señor, por una sencilla razón, porque al ser se le debe situar en  el lugar que le pertenece, en el centro de la acción y no dependiendo de ella. Obviamente si entendemos al ser como quien altera la acción, y, si el contexto es quien da forma al pensamiento y a la percepción, entonces es allí, en ese contexto donde el ser cimienta su noción del mundo y es allí donde se le debe valorar y no medir sus logros de manera tradicional, sino tomando lo que los japoneses llaman “kokoro”[iii] hacer que se les reconozca y se les premie por la calidad del conocimiento y la sabiduría aprehendida en el trasegar por las organizaciones, así se altera el significado de la acción y de gestión.

El Líder Polivalente es aquel que logra que los demás AMEN lo que hacen. Que lo amen con verdadero sentido de pertenencia, porque está recibiendo VALOR, que le está enriqueciendo espiritualmente, al profundizar en sus conocimientos y desborda, y supera dialécticamente el mundo de las formas, la adaptabilidad al mundo,  trasladándose hacia otro contexto, más allá del poniente, más allá de toda la morfología cósmica.

La malaventura del presente es enfrentar el cambio y la innovación con “pañitos de agua tibia”, sin profundizar en los contextos respectivos para entender que las organizaciones tienen vida propia. Hacemos Reingeniería que se convierte en reestructuración mal aplicada, APO con objetivos desenfocados. Planeación estratégica rígida y sin retroalimentación. Modelos de cambio, estáticos, no revolucionarios. La mayor de las veces desde la teoría, sin llevarlos a la práctica, desconociendo verdaderos cambios como los logrados por la Teoría de la relatividad de Einstein, para tomar un ejemplo polivalente. Es menester contar con un modelo que sea guía para que el ser pueda  reinventar las cosas, pero, desde la práctica.

En administración todos hablamos de visión estratégica, hoy en los términos de una doctrina moderna, hablaríamos de una Visión estratégica de futuro preferido, para el Líder Polivalente en su marco de trabajo, su contexto de acción es: LA VISIÓN POLIVALENTE PARA REINVENTAR[iv]





[i] Un ser que basa su actuar en un enfoque conceptual que no se sostiene rígidamente por un solo paradigma o conjunto de supuestos, sino que se basa en múltiples teorías, estilos, ideas para obtener información complementaria en un tema, o aplica diferentes teorías en casos particulares. También pretende conciliar las diversas teorías y corrientes existentes, tomando de cada una de ellas lo más importante aceptable, permitiendo romper las contradicciones existentes y crear nuevos paradigmas.
[ii] Holístico significa tener una concepción basada en la integración total y global frente a un concepto o situación, es la práctica misma de la filosofía holista que basa su esencia en un principio general que fue resumido de forma concisa por Aristóteles en sus escritos sobre metafísica, (después o más allá de la física): «el todo es mayor que la suma de sus partes». Este concepto se puede definir como el tratamiento de un tema o de un problema de tal forma que se consideren todos sus componentes, incluyendo sus relaciones invisibles pero igualmente evidentes o existentes.
[iii] Kokoro hace referencia a la parte más interior o profunda de las cosas y las personas, aquella parte que no es visible a los ojos y que se contrapone al cuerpo, a la materia, a la superficie, a las apariencias, y se podría traducir, según el contexto, como esencia, alma, espíritu, pensamiento, sentimiento, voluntad, cariño, hospitalidad, mente, etc. Explicación del viaje a través de la vida en términos de perfeccionamiento de la naturaleza interna de la persona. Mientras en occidente se mide la evolución a través de logros y riqueza, para los japoneses limitarse a hacer cosas no tiene sentido, salvo que esas cosas tengan la  capacidad  de aportar conocimiento y sabiduría al ser.
[iv]   Teoría ecléctica, adaptada en unos casos, enriquecida en otros y reinventada en los más; apropiada al Líder Polivalente y cuenta entre otros conceptos teóricos los del Empoderamiento anteriormente citados de Ken Blanchar, John Carlos y Alan Randolph, los de la Reinvención TRACEY GOSS, RICHARD PASCALE y ANTHONY ATHOS y los de la obra: “Construir la visión de su empresa” de los autores James C. Collins y Jerry I. Porras, publicado en GESTIÓN DE CAMBIO. HARVARD BUSINESS REVIEW. DEUSTO. Lo Holístico en interacción sinérgica. El Kokoro japonés y muchas otras corrientes del pensamiento humanístico enriquecen este planteamiento teórico.
Publicar un comentario

Mis viajes por el mundo

BUENOS AIRES