21 de enero de 2015

LA TEORÍA U. de Otto Scharmer

Conferencias, cursos y seminarios en Liderazgo: fungestar@gmail.com

ACCIÓN DEL LÍDER POLIVALENTE
Autor Fabio Alberto Cortés Guavita
Bogotá, Colombia
Parte primera de la obra ENTORNO NUCLEAR
1.4. LA TEORÍA U.


Según Otto Scharmer  “Planificamos y construimos el futuro a partir de lo que antes pensamos e hicimos, y en la medida que suponemos que surgirán situaciones similares a las anteriores, es desde esa hipotética situación que elaboramos nuevos escenarios”

Otto Scharmer le apuesta a una nueva forma de ver el mundo y de aprender a través de lo que denomina futuros emergentes. A partir del ahora intensificado abrir el mundo a una  nueva apertura, a partir de los “hallazgos” ve surgir el futuro. Tema discutible desde luego, pero que se toma aquí más que como un instrumento de diagnóstico para descubrir el contexto oculto del que nos habla la reinvención, que como una teoría propiamente dicha.

Desde tal perspectiva, el proceso U guiaría hacia la posibilidad de la “regeneración”, lo que bien puede ser la reinvención en su sentido más pragmático, es decir, cambiar la forma de pensar y de ver; para alcanzar los hallazgos, tomándolos como sinónimo del descubrir para alterar el contexto oculto de la reinvención.

Para él el liderazgo y las habilidades del ser van más allá de lo que hacen los líderes  Observa el liderazgo y las habilidades sociales más allá de lo que hacen o cómo lo hacen, penetrando en terrenos como el lugar desde el cual actúan los lideres priorizando la calidad en dicha atención. Es decir que el modelo se basa centralmente en el criterio según el cual la manera en que evolucionará una determinada situación depende sine que non de la atención que el ser preste a dicha situación y en determinado momento.

La metodología  planteada por Scharmer se conduce por tres fases a saber: percibir, presenciar y darse cuenta, cada una con sus particularidades  coadyuvantes del aprendizaje

Percibir Descubrir los paradigmas para superarlos así como los constructos mentales en los cuales se halla el ser  inmerso para ubicarlos en la realidad y ver el mundo como el total (holístico).Tomar conciencia del poder del ser (Empoderamiento) para trasformar la realidad dentro de una fronteras dadas por la responsabilidad más que por los juicos de valor. Ahora se debe tener en cuenta la escucha, como  el todo desde la perspectiva de los demás, abriéndose al conocimiento universal. 

Presenciar: Descubrir los conocimientos y el papel del ser en los sistemas en los cuales interactúa descubriendo la relación del individuo con, y en  el colectivo. Comprendiendo que el ser no es solo mente sino corazón y voluntad, trabajar la inteligencia emocional para profundizar todo los aspectos del conocimiento y la forma en que el ser se interrelaciona con las organizaciones de una manera totalmente abierta en todos sus sentidos. Invita entonces a dejar ir los paradigmas para surgir, para emerger y para reinventarse.  Y finalmente dejar venir con nuevos paradigmas viendo el todo y sintiéndose parte de él.

Darse cuenta: ya se sabe lo que hay que hacer, ahora se trata de responsabilizarse de sus propios actos y plasmar ese hacer en una visión de futuro, ya se descubrió como afrontar los problemas ahora hay que presentar soluciones siguiendo unos determinados pasos para hallar lo que en esta obra se llama la Utopía Superior a partir de la Doctrina Superior. Es poner al orden del día el bosquejo grande del empoderamiento, el cuadro grande: La visión. Seguidamente propone Scharmer crear prototipos a través de la experimentación para incorporar a la organización los resultados exitosos, generando espacios dinámicos: las partes del todo, las partes de la Visión.

Ahora, Scharmer conduce según su teoría a la necesidad de encontrar lo que denomina el punto ciego en diferentes aspectos de las organizaciones y de la vida del ser. Un punto de origen oculto, en el quien, (un lienzo en blanco)  que debe ser descubierto a través de un proceso (como pintar el cuadro) para hallar resultados (el cuadro pintado). Poner atención y actuar se convierte en la esencia a partir de una escucha planificada, principio compartido con el empoderamiento y con la forma de trabajar en equipo.

Su modelo U basa su proceso en 5 pasos que inician con la partícula  co, partícula que lleva implícita la participación del otro, la unión del trabajo en equipo, la coautoría de lo realizado  con una mirada holística desde el momento que habla del todo como esencia final del liderazgo.

1. Coiniciar. En equipo haciendo un alto en el camino para escuchar lo que dicen los demás, lo que dice el mundo, lo que dicen los mercados, lo que dice el yo interior, en fin, todo aquello que se deja pasar sin darle la importancia debida por estar pendientes de la acción repetitiva que no conduce a nada.

2. Cosentir. Sentir, percibir observar hasta la saturación. Aquí enfatiza el modelo en la caracterización del líder transformador para desarrollar la habilidad de sentir y percibir, es decir profundizar agudamente de manera colectiva.

3. Copresenciar. Hacer conexión con el origen, ir al lugar del silencio donde están ocultos los verdaderos deseos para que se deshaga de lo innecesario y pueda verse emerger lo necesario siempre actuando en equipo.

4. Cocrear. Haciendo prototipos de lo nuevo, probar las nuevas ideas, las nuevas alternativas para aprender a innovar de manera acertada. Anticipándose al futuro, con la capacidad del líder orientada a acertar en las soluciones a partir del trabajo en equipo, entrenando y observando siempre.

5. Coevolucionar. Realizar la incorporación al nuevo ecosistema dese la totalidad, de manera holística integrando de manera total y global la experiencia de los prototipos al ecosistema

Desde luego, Otto Scharmer va más allá de lo dicho hasta ahora. Plantea con base en el modelo del Iceberg  la necesidad de conectar el universo desde todas sus perspectivas y de fondo modelando una alternativa para hacer frente al cambio disruptivo que se impone cada día con mayor frecuencia.

Modelo que guía la experiencia de observación y contrastación del caos actual. Solamente en ese 10% del iceberg tiene visibilización la organización y allí en esa pequeña participación se encuentran todos los síntomas, la realidad del presente, mientras en el 90 % oculto bajo el nivel del agua está lo subyacente, las estructuras desconectadas de la realidad, desconexión que lleva implícita la falta de retroalimentación por el ruido físico y sicológico que no deja ver la inmensidad y realidad de lo oculto.

Las brechas de Scharmer, desde lo ecológico, lo social y lo espiritual del ser están dadas por tal desconexión. Todo un modelo disfuncional es causante del caos, pero a su vez lleva su contrario, si se hiciera la observación desde la dialéctica, es decir, lleva implícito un modelo de  solución al mismo caos.

BRECHA ECOLÓGICA. Según el autor la escalada masiva de destrucción del medio ambiente, la expoliación de los recursos no renovables, todo en aras del consumismo universal, llevan al planeta hacia el abismo irremediablemente catastrófico.

BRECHA SOCIAL. Más de dos mil quinientos millones de personas subsisten con menos de US $ 2 por día. Muchos han sido los intentos, tantos como los fracasos por dar solución a este mas, sin embargo se puede asegurar que no se encontrará solución hasta tanto no se reconecte el interés de la economía con el interés social, con el interés del ser humano.

BRECHA-ESPIRITUAL CULTURAL. Se manifiesta en el rápido crecimiento cifras sobre el agotamiento y la depresión, que representan la creciente brecha entre nuestras acciones y lo que realmente somos. Según la Organización Mundial de la Salud en 2000 murieron por suicidio más del doble de personas que en las guerras.


La anterior descripción, breve, de las brechas lleva a las conclusiones de la obra de Scharmer en el sentido de ver cómo conectar los modelos mentales, pensamientos y paradigmas  a la realidad al mundo, de lograr que las externalidades dejen de afectar terceros y sean positivos y conectar las estructuras de organización, comunicación y en general del ser humano con las organizaciones, si se logra se habrá alcanzado salvar al mundo.
Publicar un comentario

Mis viajes por el mundo

BUENOS AIRES