4 de junio de 2007

Liderazgo Solidario de América







Se ha creado el Grupo Lideres Solidarios de América Latina en el cual se busca la participación para el intercambio de ideas relacionadas con el papel de los líderes en cooperativas, asociaciones mutuales, fundaciones y demás entidades del sector Social y Solidario y debatir el rol del líder Solidario en América Latina en encuentros virtuales y reales.
La dirección es la siguiente:
Visite el sitio y si usted considera que es un líder del sector social y solidario de cualquier país de América Latina, dirija una carta a este correo electrónico del grupo


y manifiéstelo, denos sus datos y con gusto le enviaremos una invitación para que pueda hacer parte de este SELECTIVO grupo de lideres de toda Latinoamérica.

De la página principal extractamos los mensajes de bienvenida y las primeras actividades propuestas por los primeros actores del grupo.

Fabio Alberto Cortés Guavita les da la bienvenida solidaria a este su nuevo grupo de ideas, creatividad y desarrollo social y solidario. En pocos días y gracias a la colaboración de todos ustedes iremos insertando temas relacionados con el objetivo del Grupo, es decir, el papel del líder en las empresas sociales y solidarias de nuestra América y su responsabilidad social frente a la comunidad.

Poco a poco abriremos páginas diversas en las cuales se publicarán todos los mensajes, artículos, opiniones, reportajes, historias y demás relacionado; con el fin de debatir y unificar criterios en torno, tanto al rol del líder en las diferentes regiones y países. como a los criterios doctrinales bajo los cuales nos desenvolvemos en cada país.

Nuevamente BIENVENIDOS y gracias por aceptar esta invitación.
A dos día de iniciar labores en este grupo ya hemos recibido las primeras adhesiones de diferentes lugares de nuestra América Latina, lo cual nos anima a desarrollar los objetivos propuestos.

Hoy hemos propuesto tres temas a la sección ARCHIVOS a la cual pueden acceder a su derecha al entrar a la página del grupo. Allí estamos haciendo planteamientos que deben ser motivo de opiniones, las cuales empezamos a recibir desde este mismo momento. Para facilitar su ingreso a este GRUPO agregue la siguiente dirección a sus FAVORITOS en su equipo y así estará siempre dispuesta para intercambiar ideas y documentos, no olviden que todas sus opiniones y documentos serán siempre bienvenidos.

Propuesta de la precooperativa CreAMArte.A todos los integrante del grupo. Nuestra entidad está interesada en aprovechar ese magnifico espacio para que veamos la importancia del Tema del Medio Ambiente en nuestros países y como ligarlo al desarrollo del liderazgo de nuestros dirigentes y asociados al interior de las organizaciones cooperativas y demás entidades del sector solidario.

Para los próximos días estaremos presentando algunas cifras y temas del estado actual en Colombia del medio Ambiente y la falta de una política de Estado que apunte a la solución de los múltiples problemas que nos aquejan por el deterioro ambiental y en nuestro caso particular a la generación de conflictos por la fumigación indiscriminada con Glifosato. Esperamos encontrar eco en nuestro pateamiento y colaboraciones de carácter solidario de otros países.

Propuesta de COLOMBIAMUTUALPresentamos un atento saludo a los participantes del grupo Liderazgo Solidario de América desde la ciudad de Bogotá, capital de la República de Colombia.
Ante el objetivo planteado por los moderadores del grupo tenemos algunos interrogantes que deseamos dejar planteados para el debate futuro.

¿Existe un liderazgo social y solidario en Américalatina? O por el contrario hay oportunismo de quienes al autoproclamarse líderes aprovechan y propugnan por el desarrollo de un "turismo gremial"

¿Son los valores y principios de la economía social y solidaria la bandera de trabajo de quienes se proclaman líderes del movimiento solidarista en América? O por el contrario se plantea el cumplimiento de unos principios para los asociados de la base y quienes dirigen los destinos de la organizaciones tiene su propio código de ética que se usa de acuerdo con sus propias necesidades personalistas.

El Debate está abierto y su usted que lee está información y es un líder del sector social y solidario de cualesquiera de los países de Latinoamérica y desea integrarse a este DEBATE vaya a la dirección:

Recogiendo estas propuestas, esta semana se inauguran dos páginas en el GRUPO Liderazgosolidariodeamerica: La primera de ellas "SALVEMOS EL PLANETA AZUL" dedicada a Temas del medio Ambiente y orientada por la Precooperativa Creativos del Medio Ambiente CreAMArte y otra Orientada por nuestra Confederación Colombiamutual acerca de TEMAS DOCTRINALES.

Un Emprendedor es una persona innovadora


Un educador, formador, facilitador o como se le denomine en el mundo deberá ser un emprendedor si quiere que los etudiantes se contagien de ese sentir que les guiará y brindará oportunidades reales en la vida. por ello si se queiere trasmitir ese sentir hay que vivirlo a partir de innovar los conceptos y la vida misma. Fabio Alerto Cortés Guavita

Para ser emprendedor se necesita de tener unos valores y características que le sirvan de guía en el trabajo a emprender, por ello vamos a tratar en primera instancia el criterio de innovación para generar un marco referencial al papel de quienes deseen ser emprendedores.


La Innovación. Se puede afirmar que la innovación es la base del desarrollo de los grandes cambios, ejemplo de ellos el acelerado e irrefutable cambio tecnológico de las comunicaciones, a pesar de que el esquema inicial de comunicación sigue siendo el mismo, emisor, receptor, medio, mensaje etc., lo que sí se puede aseverar sin temor a la equivocación, es que ese desarrollo no es más que la extensión del cerebro humano, la herramienta creada por el ser, por los líderes Polivalentes para afrontar el cambio.

Desde esa perspectiva la innovación no puede ser simplemente la opción del líder y su organización, no señor, es la obligación del diario devenir, menos aún se puede permitir que se imponga la innovación como el privilegio de unos pocos, no, es una condición de todos y por tanto se debe entrenar en la innovación, cómo, a través de estímulos, de premios, de contratar talento humano innovador, de tener una metodología para la innovación que bien puede iniciarse con la observación de lo que hacen los demás dentro y fuera del contexto en el cual se desenvuelve el líder o la organización.

Ahora bien. No se trata de observar para copiar, se trata de observar para desarrollar la capacidad innata del ser, la innovación es pues una forma de creatividad desarrollada en los procesos y en la tecnología, vista esta última como la forma de hacer las cosas. (TECNOLOGÍA La forma en que la organización convierte insumos en bienes o servicios) Porque no ver lo que hacen en otras partes del mundo o en ortos segmentos de mercado diferente a los cuales se esta actuando y hacer uso de la sana emulación entre sectores disimiles, aprovechando la diversidad como origen y causa de la innovación.

El reconocimiento del poder de la gente, el empoderamiento en la generación de ideas innovadoras es la clave para el crecimiento, tanto de la persona como de la empresa. El estímulo a las ideas innovadoras debe llevar consigo el no castigo al error, al fracaso, por el contrario se debe estimular el error para que se adquiera la experiencia de y el ser pueda así aportar al máximo se capacidad innovadora. Es necesario que el líder "gerencie" la innovación, es decir que no se quede solamente en entenderla sino que gestione la forma de desarrollarla, poner a funcionar procesos innovadores será la tarea del líder si quiere entender que el talento humano es la única oportunidad de innovar.

Desde otra perspectiva se puede ver al ser innovador como el ser Polivalente, aquel que tiene multihabilidades y está lleno de conocimiento porque será bienaventurado y dichos aquel que pose el don de la Polivalencia porque nunca pasará penurias frente al empleo, siempre estará ocupado y su sabiduría no le permitirá conocer la obsolescencia.

El ser Polivalente innovador tendrá un conocimiento del todo y su experticia la aplicara en las partes que requieran de su intervención, esta característica hace del talento humano el motor del emprendimiento, de esa cualidad que le permitirá alcanzar el éxito.

Historia del Mutualismo Colombiano (cuarta parte)







LA FALTA DE COMPROMISO DE LOS DIRIGENTES, DA AL TRASTE CON IMPORTANTES PROPUESTAS PARA EL MUTUALISMO DE LOS AÑOS 80

"...hoy se puede afirmar categóricamente que para las personas que eligieron en el llamado Comité Nacional Mutualista en 1983, fue más grande el compromiso que la talla de quienes debían cumplirlo y no tuvieron la capacidad para sacar avante propuestas tan importantes como las que se aprobaron y que ellos se comprometieron a desarrollar y nunca cumplieron" Fabio Alberto Cortés Guavita

Siguiendo la obra de Pérez Valencia, en su parte de historia del mutualismo en Colombia, y la subdivisión de tres etapas del mutualismo, sin entrar a cuestionar o agregar nada nuevo, plantean hipótesis interesantes que se pueden ver mejor con sus propias palabras. Al referirse a la primera etapa se refiere a las mutuales como instrumento político, cuando afirma:

"Las mutuales que se crearon durante el periodo 1850-1920, estuvieron influenciadas por las experiencias de las sociedades democráticas, fundamentalmente, y aunque los objetivos estaban orientados a utilizar la ayuda mutua y la solidaridad, en función de satisfacer la necesidad de garantizar las exequias y de ayudar en caso de enfermedad, su acción se extendió a apoyar a sus integrantes en casos de exilio, prisión y persecución política, como lo señala e historiador Mauricio Arcila en la Nueva Historia de Colombia(1)"

En la segunda etapa, las caracteriza como sociedades enterradoras (1920-1960) fundamentalmente por la influencia de la Iglesia Católica, el poco fomento, utilizadas como el distractor del trabajador frente a la organización sindical y destaca la creación de la Federación de Sociedades Mutuarias en Bogotá como un buen inicio de integración, el inicio de prestación de servicios en atención médica y farmacia, proyectos de clínicas, seguros de vida y exequiales, pero al parecer su aporte central a esta etapa lo vislumbra así:

"Estos cuatro puntos de referencia histórica, se pueden "leer" como el comienzo de un viraje en las tendencias del proceso mutualista, que se va a caracterizar los últimos 10 años (1950-1960)" (2); "claro que se mantienen para esos años (y permanecerán todavía muchos años más si no se cambian radicalmente las orientaciones actuales), las tendencias que funcionan con sociedades enterradoras; pero lo importante es que comienzan a primar nuevos conceptos del mutualismo"(3).

Esas tendencias como lo presumió Gonzalo Pérez, se han mantenido por muchos años y lo más grave aún es que dicha tendencia las ha llevado a ser enterradoras de su propia organización y del trabajo arduo que desarrollaron quienes fueron pioneros de ese mutualismo "enterrador" que tenía tendencia al cambio, y todo debido a la falta de lideres mutualistas en las diferentes regiones del país; a la falta de doctrina mutualista:

"El mutualismo se ha teorizado poco (sic) distinto a lo sucedido con el cooperativismo que desde su iniciación se le han formulado principios y ha contado con muchos estudiosos que han reflexionado sobre el sistema. Quizás en otros países el mutualismo haya sido estudiado y explicado, pero en Colombia es poco lo que se ha hecho al respecto"(4).

Esa ha sido una de las falencias del sector, la Doctrina, siempre que se habla de ella se hace con referencia la doctrina cooperativa y como se verá un poco más adelante los esfuerzos en ese sentido hacen que la AIM tenga una declaración de principios que poco tiene que ver con el mutualismo de América, de otro lado la crisis se debe a la falta de una práctica realmente mutualista empresarial como la que reclamó el Foro "Por un Mutualismo sin Fronteras" reunido en Bogotá el 28 de mayo de 2005:

"Que el Mutualismo es la expresión más genuina de la solidaridad, en la cual la primacía del hombre y del objeto social sobre el capital, no la excluyen del desarrollo empresarial y el emprendimiento en busca de la riqueza colectiva, que debe solventar las necesidades básicas insatisfechas del ser humano"(5).

.Para la tercera etapa planteada por Pérez Valencia y sin desconocer la importancia de los temas tratados y para efectos de lo que se quiere demostrar en este documento se toma como lo esencial, la realización de los dos Congresos desarrollados por el mutualismo colombiano, si bien, como dice el autor, lo de Congreso habría que revaluarlo desde la óptica de la practicidad de lo allí propuesto, la forma en que se hizo y la realidad de hoy, cuando se puede evaluar que pasó después de estos eventos.

"No se toma a los Congresos como lo que son: instancias superiores de decisión política de un movimiento, por lo que las conclusiones tienen carácter de mandato. De no corregirse esta desviación, los Congresos, así como los foros, van a seguir siendo espacios de figuración de las "cúpulas" burocratizadas y lugares comunes donde se sacan a ventilar ideas, pero nada más"(6)

Hay que estar de acuerdo con el autor cuando plantea que ese primer Congreso es un hito histórico que mostró la capacidad de movilización, participaron en Bogotá en el año 1982 cerca de 200 entidades, pero lamentablemente sus conclusiones no se pusieron en práctica, de un lado como anota Pérez por cuanto no había compromiso, esas conclusiones no obligaban a nadie y de otro lado por cuanto no habían terminado seguramente de repartir o publicar tales conclusiones cuando ya estaban en el segundo Congreso en la ciudad de Medellín, en 1983, con 250 delegados de mutuales de Bogotá, Medellín y Cúcuta.

Si se le preguntara a cualesquiera de los que participaron en tal evento, hoy, cuales de esas conclusiones se desarrollaron, seguramente tendrá una frustración inmensa cuando contestase que nada se llevó a cabo, y aquí hay que citar de nuevo a Pérez Valencia cuando premonitoriamente afirma:

"... desafortunadamente no es así, pues el movimiento ha estado sometido a amenazas y debilidades internas y externas que lo dejan movilizar muy poco, y las cosas dichas, escritas, leídas y aprobadas en el II Congreso, se están quedando allí, en el cuarto de los remordimientos del mutualismo"(7).

Eso se decía en 1991 y hoy se puede afirmar categóricamente que para las personas que eligieron en el llamado Comité Nacional Mutualista en 1983, fue más grande el compromiso que la talla de quienes debían cumplirlo y no tuvieron la capacidad para sacar avante propuestas tan importantes como las que se aprobaron y que ellos se comprometieron a desarrollar y nunca cumplieron.

(1) PÉREZ, Op. cit., p 199.
(2) Coincidencialmente es la década en la cual en Europa se consolida la creación de la AIM como organización internacional que pretende ser vocera del mutualismo del mundo entero.
(3) PÉREZ, Op. cit., p 208.
(4) Ponencia presentada por Azucena Vélez en el Foro realizado en Medellín en el año 2000, denominado "Por el derecho a la Felicidad" y en el cual participaron 38 mutuales de Antioquia.
(5) Declaración final del Foro realizado en Colombia con la participación de Organizaciones Mutuales de la Ciudad Capital, Bogotá y de los Departamentos de Risaralda, Cundinamarca, Boyacá, Cauca y Córdoba y en el cual se decidió la creación de un organismo de segundo grado de carácter nacional denominado más tarde como Confederación de la Mutualidad Colombiana cuya sigla sería COLOMBIAMUTUAL.
(6) PÉREZ, Op, cit., p.217
(7) PÉREZ, Op, cit., p.222

!Democracia, cuántas arbitrariedades se cometen en su nombre!




Por Fabio Alberto Cortés Guavita
"La adhesión voluntaria y abierta, así como el control democrático en la base por parte de sus miembros" Suena muy bien pero que mal se practica.


Será posible que se cumpla este principio con la legislación de Colombia -para tomar un ejemplo- al acoger el criterio de los terceros y de los usuarios, o nos lleva a pensar si una entidad social y solidaria es democrática cuando se restringe el derecho a la asociación. Qué pasaría entonces con el llamado cooperativismo cerrado o con los fondos de empleados (sui generis en Colombia) que limitan su acción a una determinada empresa, pues a contra pelo de lo que busca la misma legislación particular de estos organismos al permitirles ampliarse a sectores económicos, estos, muchas veces se resisten a abrirse socialmente. Se podría afirmar entonces que en algunos casos el principio no se cumple por factores de la propia legislación y en otros por discriminación o intereses para mantener entidades de más "fácil manejo"

Si se practicara una democracia real en las entidades del sector social y solidario se deberían tener en cuenta aspectos que van atados al desarrollo histórico de lo que entendemos por democracia, que en la mayor de las veces va de la mano con el modelo político y económico del sistema que rige al determinado país en el cual se mueven estas organizaciones. Bien podríamos ver, para tomar un sólo ejemplo genérico que en la antigua URSS convivía el Koljoz con el sistema socialista y en Israel el Kibutz con el sistema capitalista. Esto se podría tomar como la convivencia de un modelo que resistiría los embates de los sistemas ideológicos pero la verdad no es así, más bien el modelo social y solidario es "manejado" por determinado sistema social y político según convenga al gobernante de turno por falta de políticas de estado.

Democracia (del griego, demos, ‘pueblo’ y kratein, ‘gobernar’), sistema político por el que el pueblo de un Estado ejerce su soberanía mediante cualquier forma de gobierno que haya decidido establecer. El ejercicio de la democracia directa que deviene de la idea del gobierno del pueblo que jugó un importante papel en las democracias de la era precristiana es contrario a la realidad de hoy, en contraposición en las democracias actuales ya no funciona por el crecimiento de la ciudades o de las organizaciones para volver a nuestro tema. Otrora, todos los ciudadanos tenían voz y voto en sus respectivos órganos asamblearios. Nosotros en las entidades buscamos y conseguimos diluir este principio en la representación de los delegados y así, en aras de la solución de un asunto de carácter organizacional, sacrificamos el verdadero rol de la democracia pues son contadas las entidades en las cuales se ejerce el voto directo.

Este tema es álgido y debe entenderse a la luz de lo que hoy es para nosotros el ejercicio de la democracia participativa y la democracia representativa, que veremos en una próxima oportunidad por ahora reflexionemos acerca la verdadera libertad de adhesión y seguramente la encontraremos incomoda para el ejercicio del trabajo pero que falta que hace a nuestro movimiento para desarrollar un crecimiento acorde al principio y por obvias razones consecuentes, beneficiando a muchos miles más de los que hoy en día lo pueden alcanzar.

Volver a la página principal

Mis viajes por el mundo

BUENOS AIRES